Hospital Star Medica Lomas Verdes, Consultorio 911 L - V 08:00-12:30; S 09:00-15:00 55 4472 6918

Dolores Articulares

DOLORES ARTICULARES

Las articulaciones son las partes del cuerpo que unen los huesos. Ellas permiten que los huesos del esqueleto puedan moverse. Encontramos articulaciones en la espalda, las caderas, los codos, las rodillas, los tobillos, las muñecas, la mandíbula y los dedos, entre otros.

Los dolores articulares en la mayoría de los casos son originados por una dolencia pasajera, otras veces, el dolor en las articulaciones es el resultado de una enfermedad o lesión.

¿Qué son los dolores articulares?

Los dolores articulares se pueden presentar en una o más articulaciones del cuerpo, las mismas incluyen: hombro, rodilla, muñeca, mano, cadera, pierna y pie. Constituyen un trastorno común, se presentan con frecuencia a medida que se envejece.

En la mayoría de los casos, son un síntoma de enfermedades que requieren terapias prolongadas, como la osteoartritis o la artritis reumatoide, dos de las causas más comunes de dolores articulares. Si la condición es posterior a un trauma o fracturas, el paciente debe someterse a una intervención médica urgente.

Los dolores articulares pueden variar desde un dolor leve hasta una sensación severa de ardor en una o varias articulaciones. En algunos casos, esta dolencia se asocia con otros síntomas, como inflamación y rigidez de las articulaciones, enrojecimiento de la piel y calor en el área afectada, en ocasiones se puede presentar malestar generalizado que incluye fatiga, pérdida de peso y/o fiebre.

Cirujano-Ortopedista-en-Satelite-Dr-Daniel-Machuca-Especialista-en-Dolor-de-Articulaciones-v001-compressor

¿Cuáles son las causas de los dolores articulares?

El dolor articular puede ser causado por una lesión o enfermedad que afecte a cualquiera de los ligamentos, bolsas (por ejemplo, bursitis) o tendones que rodean la articulación. La lesión o enfermedad (por ejemplo, las enfermedades autoinmunes, el lupus eritematoso sistémico y la artritis reumatoide) también puede afectar los ligamentos, el cartílago y los huesos dentro de la articulación, lo que lleva a una articulación dolorosa.

El dolor también es una señal de la inflamación de las articulaciones (artritis), el síndrome de fatiga crónica, infecciones y puede ser una característica de tumores raros de la articulación como por ejemplo la sinovitis villonodular pigmentada.

¿Cuáles son los síntomas de los dolores articulares?

Los dolores articulares pueden ocurrir por varias razones. Para muchas personas, se deben a la artritis, de las cuales hay varios tipos. Para otros, como los que tienen fibromialgia o una tiroides poco activa, el dolor se produce sin ninguna inflamación subyacente.

Los síntomas y signos asociados con dolor en las articulaciones pueden incluir:

  • Enrojecimiento de la articulación.
  • Inflamación de la articulación.
  • Aumento de temperatura en la zona afectada.
  • Dificultad para ejecutar las funciones de la articulación afectada.
  • Bloqueo de la articulación.
  • Disminución de la posibilidad del movimiento articular.
  • Rigidez.
  • Debilidad.

Los dolores articulares pueden agravarse con el movimiento, la presión o la resistencia originada cuando se carga algún tipo de peso.

¿Cómo se diagnostican?

El profesional de la salud completará el historial del paciente, sus síntomas previos y asociados con los dolores articulares. El médico hará las preguntas que considere pertinentes al enfermo, solicitará información de las actividades que realiza frecuentemente y las previas al episodio en que comenzaron los síntomas. También será importante discutir las condiciones que agravan y alivian el dolor.

Dependiendo de lo que descubra durante la elaboración del historial y el examen, el médico solicitará varios análisis de sangre. Por ejemplo, si sospecha artritis reumatoide, ordenará un anticuerpo de proteína anti-citrulinado (anti-PCC). Otros posibles análisis de sangre (sin ningún orden en particular) incluyen:

  • Hemograma completo.
  • Pruebas de función renal y hepática.
  • Marcadores inflamatorios: tasa de sedimentación globular (ESR) y proteína C reactiva (CRP).
  • Nivel de ácido úrico.
  • Anticuerpos antinucleares (ANA).
  • Pruebas de hepatitis B y C.
  • Prueba de parvovirus.

Es posible que se requieran pruebas adicionales como radiografías u otros estudios de imágenes, en algunos casos la exploración mediante una resonancia magnética es útil.

¿Cuáles son los Tratamientos existentes?

El tratamiento de los dolores articulares se dirige hacia la causa subyacente precisa. Es necesario rastrear el origen del problema para reducir o contrarrestar los dolores articulares. Sólo un diagnóstico correcto puede ayudar a implementar remedios efectivos. En el caso de dolor en las articulaciones causado por artritis y osteoartritis, es posible aliviar el dolor bajo supervisión médica, pudiendo reducir la inflamación mediante el uso no prolongado de ciertos fármacos.

Se utilizan varios medicamentos diferentes para aliviar el dolor en las articulaciones dependiendo del diagnóstico subyacente. Por ejemplo, con la osteoartritis, se pueden emplear:

  • Un medicamento antiinflamatorio tópico u oral no esteroideo (AINE).
  • Capsaicina tópica.
  • Cymbalta (duloxetina).
  • Inyecciones de esteroides en las articulaciones.
  • Inyecciones de ácido hialurónico.

Además de los medicamentos para el dolor, si tiene una enfermedad sistémica, es posible que deba tomar un medicamento que modifique el funcionamiento de su sistema inmunológico, por ejemplo, un inhibidor del factor de necrosis tumoral (TNF) para la espondilitis anquilosante y el metotrexato para la artritis reumatoide. Si se trata de artritis séptica, deberá tomar uno o más antibióticos por vía intravenosa.

En otros casos, el dolor se puede contrarrestar aplicando compresas calientes, masajes y aplicaciones fisioterapéuticas con ultrasonido, tecarterapia y una buena dosis de descanso.

En los casos en que el dolor es posterior a un traumatismo o una contusión, es necesario buscar tratamiento médico en una sala de emergencias. Siempre debe buscar tratamiento médico si el dolor aparece repentinamente y no pasa después de tres días o más, si se asocia con fiebre, inflamación o enrojecimiento. También debe buscar tratamiento médico si el dolor es agudo y no permite el movimiento. Por otra parte si hay enfermedad del hueso, ligamento o cartílago, puede ser necesaria una operación quirúrgica.

Los dolores articulares surgen como consecuencia de las afecciones de las articulaciones. En muchos casos estas dolencias pueden limitar las actividades del paciente en forma severa, por ello es imprescindible consultar con su médico ortopedista de confianza.

En el caso de que usted desee agendar una Consulta con el Dr. Daniel Machuca quien es Ortopedista de Satélite, no dude en enviarnos un mensaje a través del formulario de contacto. El Doctor Machuca se especializa en el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de los dolores articulares.

Cirujano-Ortopedista-en-Satelite-Dr-Daniel-Machuca-Especialista-en-Dolor-de-Articulaciones-v002-compressor

Agendar Consulta

Call Now Button